Óscar se convierte en el entrenador personal de Samira. Un duro profesor para una dura alumna.