El juego del reto va un paso más allá, y después de los tartazos y los besos... llega el momento de los morreos...