El pisito reúne a dos de las concursantes más locas de 'La casa fuerte', Maite Galdeano y Rebeca Pous. Tras la comida, la sobremesa se convierte en un auténtico recital.