El azar, el atrevimiento y el deseo son fundamentales en este juego.