La playa está lejos y no hay arena, pero la organización de 'Solos' ha dado el máximo para que Bea y Dani celebren una noche mágica con todo el sabor de Ibiza.