Ante la dificultad de la cantante en segregar Cantora en dos mitades debido a los importantes costes a los que tendría que hacer frente, la artista ha hablado con sus abogados para confirmar la expulsión de su hijo en la herencia.