Tolga pide permiso a Sevket para casarse con Suna, pero la petición no sale como él esperaba. Suna ya solo piensa en Nejat y Nejat está decidido a confesarle sus sentimientos. Pero Hande aún no ha dicho su última palabra. Decidida a terminar definitivamente con su relación se planta en el café para hablar con Sevket, pero unas palabras de Tolga la remueven por dentro. Serkan le confiesa a Burcu quién es la mujer misteriosa que le rompió el corazón a cambio de que vuelva a la oficina a trabajar.