Tras el último asalto a casa de Zeynep y recibir Medhi un disparo por parte de los hombres del señor Ekrem, la abogada no da crédito a lo ocurrido por parte de su padre adoptivo. Medhi tratará de dar con los responsables del altercado.