A pesar de haber conseguido acabar con el único testigo de sus crímenes, Hülya teme ser descubierta por Levent. Melis intenta tranquilizar a su hermana y se centra en acabar con Meryem para conseguir acabar junto a su amado. Por su parte, Meryem intenta contarle a Levent la amenaza de Tekin. Mientras, en la empresa, las cosas dan un giro entre Ayse y Cemil.