Múltiples referencias y un elemento unificador, el continente africano se convierte en centro de inspiración para las colecciones de baño y lencería. Los tejidos y los estampados marcan las diferencias entre la colección de lencería y la de baño. La primera, sofisticada y sutil, se identifica con el safari y se plasma en materiales como seda, organza y raso.