‘Al-Quds es la capital eterna de Palestina (...) Esta decisión (de EE.UU. sobre Al-Quds) destruye deliberadamente los esfuerzos para hacer realidad la paz.