La época de los años dorados se refiere al momento en que uno se retira, pasa el tiempo con sus hijos, o quizás nietos, sin preocupaciones, en especial en lo que respecta a los gastos.