La industria automovilística tiene que sustituir el motor de combustión por el auto eléctrico. Según el sector, el cambio solo es posible con menos personal. ¿Quién seguirá y quién será despedido? Roman Zitzelsberger es sindicalista y habla claro.