Jaqueline Alves y su madre limpian tumbas en los cementerios de Marília. Jaqueline publicó datos sobre su labor en las redes sociales y los videos se volvieron virales. Así, lucha contra los prejuicios sobre su profesión.