Bonaventure Dossou creció en Benín y solo habla francés. Su madre habla el idioma local, el fon. El joven, que estudia en Alemania, ha programado una aplicación de traducción para poder comunicarse con ella.