Alejandra Roncancio nos da unos consejos para controlar el uso del teléfono inteligente y detener esos excesos que nos hacen daño.