Perder peso solo con una inyección: un sueño hecho realidad para muchas personas. El fármaco semaglutida lo hace posible en forma de inyecciones semanales. En los estudios iniciales, los pacientes con semaglutida perdieron grasa y ganaron músculo.