La leche de almendras, soja, arroz o avena puede ser una alternativa a la leche de vaca. Además, son muy fáciles de preparar. Ajit Niranjan, reportero de DW, nos explica qué opciones son buenas para nuestro organismo y el clima.