La suspensión de la reunión anual del organismo financiero se produce tras la negativa de China por otorgar visado al representante de Guaidó, Ricardo Hausmann.