Sus fotos ya se han convertido en íconos. Desde hace más de 60 años, Thomas Hoepker registra el mundo con su cámara. Fue presidente de la legendaria agencia Magnum y es un cronista de la historia contemporánea.