Dottie se enfrenta a un desafío para perder peso cuando el alcoholismo de su marido se vuelve intolerable para ella y su hijo. Cynthia comienza a preguntarse si estar ahí para sus hijos con su peso actual es más importante que perder más.