Close

Raymundo Gleyser - Alejandra Pizarnik - 2 - Raymundo Gleyzer: persona non grata

Canal: Conectate
Programa: Memoria iluminada
Título: Raymundo Gleyser - Alejandra Pizarnik - 2 - Raymundo Gleyzer: persona non grata
Descripcion: En México, donde filmó clandestinamente La revolución congelada, Raymundo Gleyzer fue declarado persona non grata. El filme denuncia la traición de los políticos y de la burguesía a la revolución de 1910. Su estreno, prohibido en Argentina, pudo verse en el Chile de Allende.
Fecha publicación: 25-01-2012

URL:
http://www.conectate.gob.ar/sitios/conectate/busqueda/encuentro?rec_id=100646

Otros vídeos de Memoria iluminada en Conectate

Raymundo Gleyser - Alejandra Pizarnik - 9 - Alejandra Pizarnik: Especial 80 años
El nacimiento del mito de Alejandra Pizarnik surge como conjunción de su solitario y angustiado suicido con psicofármacos, el coqueteo permanente de sus textos con la locura y la desesperación, y una originalísima obra poética sin parangón en nuestras letras. 
Jorge Luis Borges - 1 - Dreamtigers
De niño, Jorge Luis Borges recibió la influencia de su abuela inglesa Fanny Haslam, quien le relataba las trágicas y cautivantes historias de sus antepasados militares; y de su padre, un romántico anarquista que le inculcó el amor por la poesía y los misterios del alma. Su hogar era su refugio, y el colegio del barrio de Palermo, donde vivía, el lugar de las burlas constantes. El viaje a Europa, cuando a su padre le detectaron la pérdida progresiva de la visión, abrió una nueva etapa en su vida, primero en Suiza y luego en España, donde simpatizaría con los ultraístas.
Jorge Luis Borges - 2 - Sur
Cuando Borges regresó a Buenos Aires, fundó la revista “Prisma”. Su rompimiento con el ultraísmo inició un giro en su literatura: los suburbios y los malevos comenzaban a dominar su escritura. En 1931, junto con Victoria Ocampo fundó la revista “Sur”, y fue uno de los colaboradores más activos. Además, trabajaba en un empleo rutinario en la biblioteca Miguel Cané. Más tarde, su amistad con Adolfo Bioy Casares dio nacimiento a una literatura compartida, en la que dieron nacimiento al autor ficticio Bustos Domecq.
Jorge Luis Borges - 3 - La noche
Al desvincularse de su trabajo en la biblioteca Miguel Cané, Jorge Luis Borges comenzó a dar conferencias públicas, acto que lo desafiaba a vencer su timidez y tartamudez. En ese contexto, dirigió la revista “Los anales de Buenos Aires” y publicó “El Aleph”. Tras el golpe de Estado de 1955, Borges fue nombrado director de la Biblioteca Nacional. Al poco tiempo, le detectaron la misma enfermedad en la vista que tenía su padre, y comenzó a quedarse ciego gradualmente. En los años sesenta, las clases que dictó como profesor titular de Literatura Inglesa y Norteamericana en la Facultad de Filosofía y Letras de la UBA fueron un nuevo aliciente para su vida y un aporte invalorable para sus alumnos.
Jorge Luis Borges - 4 - Endless
Durante la década de los setenta, Borges concentró su actividad en las conferencias internacionales, acompañado por su exalumna y asistente, María Kodama. En1980, fue visitado por Madres y Abuelas de Plaza de Mayo; esta visita le permitió conocer los crímenes de lesa humanidad que perpetraba la dictadura militar. Arrepentido de su inicial apoyo a los militares, firmó solicitadas por los desaparecidos. Con el retorno a la democracia, apoyó el gobierno de Raúl Alfonsín, concurrió a los juicios a las Juntas y escribió sobre este capítulo de nuestra historia. Jorge Luis Borges falleció en Suiza a los 86 años de edad. Meses antes, había contraído matrimonio con María Kodama.
Julio Cortázar - 4 - Julio Cortázar: Final del juego
A partir de
Julio Cortázar - 3 - Julio Cortázar: Lo fantástico
Julio Cortázar y Aurora Bernárdez, su primera esposa, transitaron juntos la apasionante experiencia de traducir las obras completas, en prosa, de Edgar Allan Poe. Ese fue el inicio del período más productivo del autor. Inventó los cronopios y los famas, capturó el misterio de los axolotes y sorprendió con un particular humor irónico con sus
Julio Cortázar - 2 - Julio Cortázar: Bestiario
Cuando se recibió de profesor, Julio Cortázar dictó clases en Bolívar, Chivilcoy y Mendoza. A partir de los testimonios de sus alumnos y colegas, se descubre un período poco conocido y bastante solitario en la vida del artista. Además, la escritura de “Casa tomada”, el primer cuento que firmó con su nombre, su partida hacia París y la amistad con Edith Arón, quien lo acompañó en sus primeros tiempos en Francia e inspiró el personaje de la Maga, en
Julio Cortázar - 1 - Julio Cortázar: Infancia
Cortázar afirma que no tuvo una infancia feliz; que estuvo signada por la Primera Guerra Mundial, el abandono de su padre, y por su fragilidad emocional y física. La literatura fue su refugio, la posibilidad de volar a un mundo fantástico de la mano de Julio Verne y Edgar Allan Poe. Ya adolescente, el descubrimiento de Opio, de Jean Cocteau,lo transportó a la vanguardia artística europea y cambio para siempre su modo de ver el mundo.
María Elena Walsh - Paco Urondo - 1 - María Elena Walsh: Postal detenida
Las primeras experiencias literarias de la escritora, el éxito de su libro Otoño imperdonable y su trabajo junto a Leda Valladares. Además, la obra teatral Canciones para mirar y su repercusión en el universo de los espectáculos infantiles. Fragmentos de su obra y testimonios de Sara Facio, Susana Rinaldi y Sergio Pujol.
María Elena Walsh - Paco Urondo - 2 - María Elena Walsh: la juglaresa
María Elena Walsh dejó su huella tanto en el ámbito de la canción y la escena artísitca infantil como en el espectáculo para adultos. Recordamos el estreno, en 1968, de Juguemos en el mundo, su influencia en la canción popular y los últimos años de su vida.
María Elena Walsh - Paco Urondo - 3 - Paco Urondo: el poeta y sus armas
Leal a sus ideales, coherente con sus principios: así vivió Francisco Paco Urondo, el poeta, el militante, el comprometido. Recorremos su infancia, su poesía, su participación en el periodismo. Además, su viaje a la Cuba revolucionaria, su militancia en FAR. Fragmentos de su obra, relatos de quienes lo conocieron: una semblaza que lo retrata en todas sus facetas.
María Elena Walsh - Paco Urondo - 4 - Paco Urondo: La Patria Fusilada
Un repaso por los últimos años de la vida de Paco Urondo. Desde 1973, cuando convivió en la cárcel de Devoto con los tres sobrevivientes de la Masacre de Trelew; pasando por su liberación, en la primavera camporista; la publicación de
Raymundo Gleyser - Alejandra Pizarnik - 1 - Raymundo Gleyzer: Del sertão a Malvinas
Un álbum de fotos nos permite recorrer la vida del documentalista Raymundo Gleyzer. Su niñez, los comienzos del documental social en Argentina y su paso por Telenoche, donde se convirtió en el primer camarógrafo en ir a filmar a las islas Malvinas.
Raymundo Gleyser - Alejandra Pizarnik - 3 - Raymundo Gleyzer: el cine clandestino
Gleyzer se convirtió en el brazo cinematográfico del PRT/ERP. En el filme Ni olvido ni perdón, de 1972, denunció la masacre de diecinueve presos políticos en Trelew. Tras el nacimiento de su hijo, en 1973, filmó Los traidores, su obra cumbre.
Raymundo Gleyser - Alejandra Pizarnik - 4 - Raymundo Gleyzer: la cámara oscura
Junto con su hijo Diego, desde Manhattan, desandamos los pasos de Raymundo Gleyzer en Nueva York, su vuelta a la Argentina en 1976, y su posterior secuestro y desaparición en el centro clandestino de detención El Vesubio.
Raymundo Gleyser - Alejandra Pizarnik - 5 - Alejandra Pizarnik: Flora, ese ser imperfecto
La infancia de Alejandra en Avellaneda, sus complejos de fealdad y el recuerdo de una familia atosigada por el holocausto marcan una tendencia melancólica en su vida y en su poesía. Sus primeros contactos con el surrealismo y su primer libro, que ella misma quemó.
Raymundo Gleyser - Alejandra Pizarnik - 6 - Alejandra Pizarnik: Los años felices
Recorremos los pasos de Alejandra hacia París, meca de la vanguardia artística, donde cultivó profundas amistades con quienes ejercerán gran influencia en su obra: Olga Orozco, Julio Cortázar y Octavio Paz, entre otros.
Raymundo Gleyser - Alejandra Pizarnik - 7 - Alejandra Pizarnik: El retorno
Nos adentramos en la obsesiva metodología de trabajo de la poeta que escribía de noche y dormía de día. Muchos amigos se exiliaron luego del golpe de Onganía. De vuelta en Buenos Aires, luego de un desencantador viaje a Francia, comenzó su autodestrucción.
Raymundo Gleyser - Alejandra Pizarnik - 8 - Alejandra Pizarnik: Final del juego
El nacimiento del mito de Alejandra Pizarnik surge como conjunción de su solitario y angustiado suicido con psicofármacos, el coqueteo permanente de sus textos con la locura y la desesperación, y una originalísima obra poética sin parangón en nuestras letras.